ESTILO MINIMALISTA

El minimalismo, como tal, es una corriente artística surgida en Estados Unidos, durante la década de los años 60, que se caracteriza por el empleo de los elementos más básicos y la economía de recursos en sus composiciones, como la simplicidad cromática, la geometría rectilínea y un lenguaje sencillo. De allí su principal axioma, “menos es más”, de Ludwig Mies van der Rohe.

La tendencia minimalista se distingue por reducir los objetos, las formas y los elementos sobre los cuales trabaja a su expresión más esencial, buscando la mayor expresividad con los mínimos recursos. En este sentido, el minimalismo es una reacción a la desmesura y el recargamiento de ciertas manifestaciones artísticas del momento, particularmente la del pop art.

Algunas de las características básicas del minimalismo son la tendencia hacia la abstracción (de allí que se trate de obras que operan fundamentalmente en función de color, superficie y formato), un uso literal de los materiales, la austeridad de la composición y la ausencia de ornamentos innecesarios, así como un purismo a nivel estructural y funcional que se traduce en una impresión general de orden, donde todo se ajusta con sencillez y armonía. El minimalismo, además, se ha visto influenciado por tradiciones orientales, como la japonesa, tendientes a la reducción de elementos y a la economía de recursos, etc.

El minimalismo, desde entonces, ha ido adaptando su lenguaje y su filosofía a distintas formas de arte, como la pintura, la escultura, la literatura y la música, entre otras. Por su lado, en disciplinas como la arquitectura, el diseño, la moda o la gastronomía, el minimalismo también se ha impuesto como tendencia y como principio compositivo.

En este sentido, hoy en día es común encontrar tendencias minimalistas, incluso en la decoración de casas y de espacios interiores, como las habitaciones, la cocina o los muebles.

Por extensión, el concepto del minimalismo también ha sido adoptado como forma de referirse a la tendencia de reducir las cosas a su estado más esencial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *